¿La chica del tren? La chica del marketing digital

El pasado lunes, 7 y media de la tarde, ponía fin a la que se presumía mayor lectura de mi verano. El fenómeno de ventas del año, La chica del tren de la debutante Paula Hawkins, prometía unas cuantas horas de entretenimiento inteligente y veloz en torno a una premisa carismática: una novela de suspense en torno a un vagón en el que una chica siempre va. Lo que me llevo es un flagrante nuevo caso de best-seller sobrevalorado, apoyado en un marketing de redes sociales que poco tiene que ver con su contenido.

Hoy, y sin spoilers, valoraré la “novela del año” a través del comentario de su publicidad y contraportada.

“Todos los días el mismo viaje. El mismo vagón. La misma casa. La misma pareja perfecta. Todos los días anhelar la vida de alguien más. Hasta que desaparece. Veinte semanas como el #1 del New York Times. Millones de copias vendidas. Tú no la conoces. Ella a ti, sí.”

Ya debería habernos olido mal a algunos el hecho de que hasta el propio booktrailer creado para la ocasión tenga sus lagunas. ¿Desaparece la chica del tren? ¿La pareja? ¿Es realmente necesario decir que ha vendido millones de ejemplares cuando me dices que lleva veinte semanas como número uno de la lista de libros más vendidos en Estados Unidos? ¿Está bien puesta esa coma en la lapidaria frase “Ella a ti, sí”?

Sin embargo, su eficacia está más que demostrada, apoyada en un altísimo éxito en redes sociales, protagonistas de su contraportada. Analicemos alguno de los incitantes comentarios del dorso.

“Avanza a toda velocidad como un tren desbocado” Lector en Amazon

No es verdad… No, no lo es: va lenta, lenta, en especial al principio y en el clímax. Y gracias al cielo que es relativamente corta y tiene una presión social encima de varios kilos, porque de no tenerla la dejas en las primeras 50 páginas. Que sí, que la referencia es superestética para la tapa posterior de un libro con la palabra tren en su título, pero lo único en lo que se parece a un expreso a toda velocidad es que descarrila a la primera curva fuerte.

“Había momentos en los que no podía leer lo bastante deprisa” Lector en Amazon

Eso explicaría por qué te ha parecido tan bueno el libro: no estás muy acostumbrado a leer. O quizás es que el Kindle tiene unas páginas muy pequeñitas, también es cierto.

“Se ha adueñado totalmente de mi vida” Lector en Twitter

Una frase nada manida. Qué va.

 “Mi voto al mejor narrador engañoso del año es para La chica del tren” The Times

Precisamente, uno de los escasos atractivos del libro, espoileado en la contraportada. Mal, eh. Muy mal.

Y es que, sorprende que nadie lo diga en la publicidad, Rachel (narradora en primera persona) tiene un problema gordo con la bebida, columna vertebral de la obra. ¿Por qué no se habla de ello en su marketing, cuando es algo definitorio y básico en la novela? Curioso. Así como la no mención de que hay más de un narrador, elemento también visible en las primeras páginas. Será porque hablan de la misma manera, pese a venir de ambientes muy distintos…

“Lo nunca visto. Los libros vuelan de las librerías” The Wall Street Journal

A pesar de la hipérbole con lo de no haberlo visto nunca (que venimos de la saga 50 Sombras, por favor), me parece el más realista: es inexplicable que los libros vuelen de las librerías a ese precio para leer esta cosa. O debería serlo.

“Los trenes nunca habían sido tan interesantes” Saga Magazine

¡Venga ya: tú no te lo has leído! El tren no tiene nada. Nada. Su falta de explotación en el plano argumental, solo limitada a ese planteamiento inicial y a una serie de referencias mínimas de escenario es sorprendente ante la capacidad que el transporte hubiese podido darle a la historia. No esperes que la mayor parte de ella ocurra en el interior de un vagón en el que día tras día pasan cosas, como yo lo hice: es solo un elemento articulatorio mal aprovechado y que decae hasta la anécdota según la novela avanza.

“Agárrate fuerte… Nunca sabes los horrores que acechan en la siguiente curva” USA Today

Por suerte o por desgracia, el libro no mejora ni empeora a partir de cierto punto. Es plano como una vía, así que nada hay que temer a las curvas, ni mucho menos a unos horrores que se cuentan con un par de dedos.

“Una gran novela de suspense… Me mantuvo despierto casi toda la noche” Stephen King

¡Si es que ni hasta el bueno de Stephen se esfuerza en disimular! He debido de leer como tres libros en los que el genio del terror decía en su contraportada esta frase sin el “casi”. Es evidente que el señor King duerme por las mañanas independientemente de la lectura que tenga entre manos.

Y bueno, aquí viene mi favorita:

“Créete lo que dice la publicidad” Lector en Twitter

No lo hagas.

No solo la publicidad no indica el tipo de contenido, ni es objetiva en su valoración, sino que es muchísimo mejor que su producto: un guion perfecto para una película de 6 de la tarde de domingo en Antena 3.

De hecho, no cuesta imaginarse a La chica del tren como tal.

Anuncios

4 comentarios en “¿La chica del tren? La chica del marketing digital

  1. Pingback: Los contracorrientistas ante el desequilibrio de la balanza física y mental | oscargonzalezsoto

  2. Pingback: ¡¡¡Cumplimos un año!!! | oscargonzalezsoto

  3. Vi este post tuyo, y antes de leerlo decidí leer el libro para no verme sugestionado por lo que sea que pudieras decir jajaja, al menos en mi país (Guatemala) no vi nada de publicidad de este libro, de hecho; varios amigos que son lectores bastante asiduos no lo conocían. En fin, me estoy yendo por las ramas… el punto es que concuerdo en que el inicio y el clímax son bastante lentos, en que deberían de haber mencionado lo del problema de alcoholismo de la chica, y en que ese Stephen King es todo un loquillo. ¿Imposible leer lo suficientemente rápido? Sí, me pasó cuando descubrí sin mucho esfuerzo el misterio del libro y rogaba que por favor no fuera tan obvio… pero sí, si lo fue. Quizá eso le guste a la gente, me recuerdo a mi mismo diciendo hace años: “Logré resolver el misterio de la trama yo solo, soy todo un genio.” Pero que nadie me dijera que el 90% de los lectores lo había logrado, porque me harían odiar el libro. Ya sabes, hacer sentir al lector como alguien inteligente es una buena táctica. Otra cosa que me ha molestado en sobremanera y que mencionas fugazmente, es que todos los p*tos personajes narran igual, joder… he visto libros narrados por varios personajes donde en todo momento sabes quién está hablando, pero en este libro parecía la misma tipa con distintos complejos existenciales nada más. Al final, yendo a la columna vertebral de la historia, tal y como dices, es la tabla perfecta, totalmente plana. Al menos contribuyó a mi meta de lectura de este año, por cierto… he leído una novela corta que quizá (quizá) te agrade, se llama Farenheit 451, por si no tienes nada que hacer.

    P.D. Deberías de publicar más reseñas de libros, nunca había leído una tan creativa y amena como ésta xD

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias, @dreamxalchemist (no sé si en WP hace falta mencionar, pero bueno =/). Beh, La chica del tren ha sido un best-seller potente durante este año en Europa, pero como has podido comprobar es plano, previsible y nada innovador. Lo triste es que quizás esto es lo que buscan buena parte de los lectores mainstream: el leer novelas que no les supongan esfuerzo mental y les hagan sentir inteligentes, cosa que a mí (que en cuanto a género negro, prefiero las novelas impredecibles que me dejen alucinado con su resolución) me escama muchísimo.
      En cuanto a Farenheit 451, he de leerla tarde o temprano, pero últimamente estoy saturado, con unos cuantos pendientes mientras voy a media lectura de un Kafka en la orilla de Murakami por el que floto a la deriva pese a que me esté gustando.
      En cuanto a hacer más reseñas, no lo descarto, solo que por lo general (no es el caso de estos dos libros) leo obras poco mainstream que difícilmente interesan a los lectores. De hacer reviews, casi prefiero las de taquillazos cinematográficos, como la de esta tarde, que publico crítica de El despertar de la fuerza, última entrega de Star Wars.
      Gracias por tus comentarios! 🙂

      Me gusta

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s